top of page

Yo soy la verdad, el camino y la vida

Por Luis Omar Scaramal.


Esta hermosa frase de Jesús la usé durante toda mi vida como mantra para enfrentar mis momentos difíciles. Nunca entendí porque aliviaba mi conflicto o aflicción. Pero la repetía y una paz incomprensible inundaba mi ser.

Un mantra es la repetición de palabras o frases para invocar la divinidad, lo sagrado. Con la nueva información cósmica que estamos recibiendo comienzo a entenderla, y al profundizar esa comprensión, mi ser se proyecta hacia una paz total. Y cuando me quedo ahí, soy feliz.

¿El mantra me comunicó mi verdadera identidad?

Si, te comunicaste con tu YO SOY, tu Identidad Divina.

¿Y qué es mi YO SOY?

Para responder hagamos un repaso de la nueva información que tenemos sobre nuestro origen:

Estamos en la máxima densidad del Universo de la materia, con un cuerpo molecular formado por protones, electrones y neutrones, una estructura trinita como todo lo creado en este Universo.

La materia tiene energía bariónica asociada a la velocidad de giro del electrón, cuya máxima velocidad se alcanza en la dimensión 36. Si aumentamos esa velocidad, la materia desaparece convirtiéndose en energía taquiónica como antimateria, que es medible pero sin peso ni estructura molecular.

Supramónada

Nebadón, el que rige nuestro Universo, fue creado y vive en la antimateria. Para experimentar la materia creó la Supramónada. Copió su ser de antimateria en materia dentro de una esfera de electrones. En ese envase está contenida la totalidad de su Espíritu más el software o programa que reúne la información de su ADN cósmico. Está formada por neutrinos y se ubica en la dimensión 36 de la materia, la de mayor voltaje.

La denominación Espíritu significa evolución en forma de espiral ascendente a través de cada octava de frecuencia hasta retornar a la Fuente, lo que llamamos la Ley del UNO. Los últimos 26000 años de giro cósmico del planeta Tierra que finalizaron el 21 de diciembre del 2012 se hicieron en espiral, pasando por las diferentes constelaciones: la última fue Piscis y ahora estamos en Acuario.

La Supramónada tiene consciencia y banco de datos tanto de Nebadon como del Universo, por eso se llama Padre Universal. Nebadón es una entidad andrógina. El que diseña la idea es el aspecto del divino masculino: Nebadón, y el que la manifiesta y la crea es el aspecto del divino femenino o sea Nebadonia y el hijo o producto resultante es la Supramónada respetando siempre la creación trinita (padre, madre e hijo).

Proyecto Piloto de Nebadón en 3d

El proyecto piloto de Nebadón en la materia de Gaia se inició en el Homo Sapiens. El formato de la entidad lleva el nombre de ADAM KADMON DE 33 CAPAS y KADISTUS, porque 33 son las 36 dimensiones a completar evolutivamente partiendo de la 3d, pues ya tiene integradas la 1d y 2d, de minerales y vegetales respectivamente. Adámico significa que los cuerpos biológicos tienen los mismos compuestos químicos que el planeta Tierra, Kadmónico por ser multidimensional, dado que la entidad podrá acceder a las 33 dimensiones restantes y Kadistus porque llevamos encriptado en nuestro ADN el código que nos permite manifestarnos y crear igual a Nebadón.

Bajada al Yo Soy y al Yo Superior

La Supramónada no puede estar en todas las dimensiones del mundo de la materia debido a su altísimo voltaje. Los genetistas cósmicos que desarrollaron el ADN del Universo fueron los que trabajaron para fractalizar la Supramónada en Mónadas cada vez más pequeñas. Bajaron el voltaje hasta que el fractal fuese compatible con un cuerpo biológico en la mínima frecuencia de la materia manteniendo todos los atributos del Creador. El proceso continuó hasta el Yo Soy y finalizó en las Almas.

Fractalización

Daremos un ejemplo sencillo para entender el proceso de fractalización y su utilidad. Suponga que en un frasco pequeño quiere guardar un pino. Es imposible. Pero si observa bien, una rama de ese pino tiene la misma estructura que el árbol entero, y una ramita de esa rama también conserva la misma forma, y esto se repite hasta que llegamos a un ramita lo suficiente pequeña para poder introducirla en el frasco manteniendo las mismas características del pino. Entonces un fractal es algo que se repite a diferentes escalas manteniendo una misma identidad y que puede estar conectado a la unidad original, el pino tiene estructura fractal. La ramita más pequeña sería metafóricamente nuestra Alma. El Alma está diseñada para contener la totalidad de la luz del Espíritu y el software del ADN del Creador, su completa identidad, con un voltaje reducido pero siempre conectada a Él.

Fractalización de la Supramónada

En nuestro Universo se fractaliza con el factor 12, es decir mínimo 12 y máximo 144. La Supramónada estando en la 36d se fractalizó como máximo en 144 Mónadas y mínimo 12 que pasaron a 30d. Luego cada una de estas en Mónadas más pequeñas, y así sucesivamente bajando el voltaje en hertz hasta llegar al YO SOY, con frecuencias de 8d y 9d. El último fractal posible es el Yo Superior o Doble Cuántico en 5d, nuestra Alma. Toda esa fractalización es una estructura entrelazada cuánticamente, significa que nada está separado, todo en el Universo se relaciona instantáneamente. Propiedad ya conocida por la física cuántica como "entrelazamiento cuántico".

Los Maestros Ascendidos nos dieron hace tiempo la Lámina de la Magna presencia YO SOY, donde se describen el Yo Inferior, el Yo Superior y el Yo Soy. Asociamos esta división a la fractalización de la Supramónada.

El Yo Inferior o Ser Humano en 3ª Dimensión



2 visualizações

Posts recentes

Ver tudo

Σχόλια


bottom of page